Andalucia Rustica

Buscar más

Pueblos de Huelva

Zalamea la Real

Pueblos de Huelva

Zalamea la Real

Zalamea la Real es un pueblo minero perteneciente al Andévalo y situado en plena zona de Las Minas. Su paisaje está formado por tierras poco accidentadas con zonas de pinos y eucaliptos, además de terrenos dedicados al cultivo de cereal.

Los primeros indicios de población se remontan a época prehistórica. Es de enorme interés el yacimiento arqueológico conocido como “Dólmenes de El Pozuelo”, un conjunto de monumentos megalíticos de carácter funerario, datados entre el 2.800 y el 3.000 a.C.

El núcleo actual de población parece que tuvo su origen en época romana, periodo en el que recibió el nombre de “Callenses Aenanicci” (lugar en el camino del cobre) en referencia a las cercanas Minas de Riotinto, a las que surtieron de provisiones.

Los musulmanes, que apreciaron la abundancia de agua en el lugar y su entorno apacible, la nombraron “Salamun” o “Salameh” que viene a significar algo así como lugar pacífico y saludable.

Reconquistada en tiempos de Fernando III el Santo, en 1252, paso por un periodo en que cambió de manos varias veces hasta que por fin, en tiempos de Alfonso X el Sabio, pasa definitivamente a manos cristianas, cediéndola este rey al arzobispado de Sevilla, según consta en un privilegio rodado,fechado en 1279, que se conserva en el archivo catedralicio. Su nombre se castellaniza y pasa a nombrarse como “Zalamea”.

Permaneció el pueblo 300 años bajo el señorío del arzobispo de Sevilla,durante esta época se elaboraron,en 1535, unas Ordenanzas Municipales, ejemplo de organización equilibrada de una sociedad rural. En 1579, se separa del arzobispado, comprándose a sí misma y pasándo a depender directamente de la corona, gozando de una cierta autonomía que le confiere la carta de privilegios, otorgada por Felipe II, el 15 de Junio de 1592. Pasó, a partir de ese momento, a denominarse Zalamea la Real.

Durante la Edad Moderna, Zalamea la Real se convierte en cabecera de una amplia comarca que incluía numerosos núcleos de población y comprendiendo dentro de su término municipal gran cantidad de aldeas entre las que se encontraban los actuales municipios de Nerva, El Campillo y Minas de Riotinto. Sus actividades se centraban en la agricultura, la ganadería y en una floreciente industria artesanal de cueros, cera y lino.

Durante el siglo XIX, se intensifica la explotación de las minas de cobre de Riotinto, lo que da lugar a continuos enfrentamientos entre el Ayuntamiento de Zalamea la Real, a cuyo término pertenecían, y los sucesivos administradores por la jurisdicción de los terrenos aledaños. Por fin, en 1841, se independiza el poblado minero con el nombre de Minas de Riotinto. Más tarde en 1885 se segrega la aldea de Riotinto, que para no confundirse con el anterior municipio adopta el nombre de Nerva.

En 1873 una compañia inglesa compra las minas de cobre al estado, elevando la producción a niveles industriales y utilizando un sistema de calcinaciones al aire libre para extraer el metal conocido popularmente como “teleras”. Éstas desprendían al aire una enorme cantidad de humos sulfurosos que dañaban enormemente la agricultura, siendo los campesinos zalameños los más perjudicados, con lo que se agravó el tradicional enfrentamiento entre Zalamea y las mina. Este enfretamiento, conocido en la época como la “cuestión de los humos de Huelva” culminó en una manisfestación de agricultores y mineros, que se encontraban en ese momento en huelga, que se concentró ante el Ayuntamiento de Minas de Riotinto y que fue duramente reprimida por el ejercito, produciéndose centenares de muertos y heridos. Hoy Zalamea la Real recuerda estos hechos con una plaza en la que se levanta un busto de D. Juan Talero, el diputado defensor del pueblo en la cuestión de los humos.

Durante el primer tercio del siglo XX, Zalamea la Real alcanzó las mayores cotas de población, consecuencia del aprovechamiento de los recursos agrícola-ganaderos y de la explotación de las minas de Riotinto y otras de pequeña envergadura localizadas en el término. Durante la II República, en 1931, se emancipa la aldea de El Campillo.

Hoy Zalamea la Real es un pueblo que hace frente a la crisis de la minería del cobre con varias iniciativas en el campo agrícola-ganadero y pequeñas industrias que aprovechan los recursos y actividades tradicionales.

Monumentos

Iglesia Parroquial de Nuestra Señora de la Asunción siglo XVII. Estilo barroco.

Pendón de la villa.

Ermita de la Divina Pastora, siglo XVII.

Ermita de San Vicente.

Plaza de Toros.

Yacimientos Arqueológicos

Campo de dólmenes de El Pozuelo,
Veintitrés descubiertos en la actualidad.

Dólmenes del Pozuelo.
Edad de Cobre.

Mina y Poblado de Chinflón.
Edad del Bronce.
Urbanismo

Casco urbano,
Plaza con fuente.

Fuentes.

Gastronomía

Embutidos y jamones.

Dulces: Pestiños. Rosa. Tortas. Roscos de vino.

Bebidas: Licores.

Cómo llegar a Zalamea la Real

Desde Huelva: por la N-435 (Huelva-Badajoz), que atraviesa la Sierra de Aracena transversalmente pasando por Gibraleón, Beas, Valverde del camino y Zalamea la Real.

Desde Sevilla: tomar dirección CamasGerena. Una vez pasadas estas dos localidades, continuar en: SE-535 hasta El Garrobo. Seguir dirección El Castillo de las Guardas. Travesía Minas del Castillo de las Guardas. Atravesar Minas de Riotinto y seguir indicaciones hasta Zalamea la Real.

Distancias

A Huelva 62 km
A Nerva 12 km
A Minas de Riotinto 7,5 km
A Marigenta 13 km
A Valverde del Camino 18 km
A El Buitrón 17 km
A Fuenteheridos 46 km
A Galaroza 44 km
A Traslasierra 3,5 km
A Sevilla 90 km


0 comentarios

Deja un comentario