Andalucia Rustica

Buscar más

Provincias de Andalucía

Provincia de Cádiz

Provincias de Andalucía

Provincia de Cádiz – Andalucía

La provincia de Cádiz, la más meridional de España, tiene como límites naturales las provincias de Huelva, Sevilla y Málaga. Además, por el sur limita con el Estrecho de Gibraltar y el norte de África.

Disfruta de un clima templado, con una temperatura media anual de 18º, y goza de 3.100 horas de luz solar al año. Sin embargo, en la Sierra de Grazalema se registra un microclima que se caracteriza por su alto índice de pluviosidad, el mayor de España. Se encuentra perfectamente comunicada por tierra, gracias a una red vial y ferroviaria de primer orden; aire, con el aeropuerto de Jerez, donde diariamente hay vuelos directos a otras capitales de provincia españolas y ciudades europeas; y mar, localizándose en la provincia los puertos de Cádiz y Algeciras, siendo éste último uno de los nudos principales del tráfico marítimo mundial.

La mítica Gadir cuenta con el privilegio de acoger en su territorio los más diversos atractivos: escarpadas sierras, paraíso de los amantes de la naturaleza y los deportes de riesgo; playas inmensas de finas y doradas arenas que combina con coquetas calas bañadas por las transparentes aguas del Atlántico; una oferta monumental con ciudades milenarias y señoriales, como Cádiz, Jerez, Sanlúcar de Barrameda que contrasta con el tipismo de los pueblos blancos de la Sierra, y todo ello acompañado por una gastronomía y tradiciones que harán las delicias de cuantos la visiten.

Arte y Cultura

Fundada por tartesos y fenicios hace más de 3.000 años, esta tierra ha sido hogar de numerosos pueblos como visigodos, romanos y musulmanes, entre otros. Unos 1.100 años a.C se fundó la mítica Gadir, convirtiendo a la capital de la provincia en la ciudad más antigua de Occidente. Los romanos dejaron sus huellas en ciudades como Baelo Claudia en Tarifa, y Carteia en San Roque. Sin embargo, pinturas rupestres como las del “Tajo de las Figuras” en Benalup o los sarcófagos fenicios mostrados en el Museo de Cádiz, confirman la presencia de culturas anteriores.

A partir del año 711 fue territorio musulmán hasta la segunda mitad del s.XIII, cuando Alfonso X El Sabio la reconquistó y anexionó al Reino de Castilla. En estos siglos el paisaje provincial se pobló de castillos, torres y fortalezas que aún hoy en día son posible admirar sobre espolones rocosos como es el caso de Zahara de la Sierra u Olvera, y diseminados por la costa como en Tarifa, Chiclana.

La arquitectura religiosa cuenta con obras de gran valor como son La Cartuja de Jerez y las catedrales de Cádiz y Jerez. El papel activo que jugó la provincia en el descubrimiento y colonización de América se refleja en las casas señoriales y palacios de El Puerto, Sanlúcar y Cádiz.

Provincia de Cádiz

Provincia de Cádiz

Artesanía

La provincia de Cádiz puede presumir de ser la capital de la marroquinería andaluza. Ubrique, junto a sus vecinos Prado del Rey y Villamartín, ostentan con orgullo este título. Aquí se puede encontrar cualquier objeto de cuero que cuenta con la calidad garantizada por su etiqueta de “Legítimo Ubrique”.

Otro tipo de artesanía que hallamos y que escasea en nuestros días es la de los telares. En Grazalema podemos adquirir sus famosas mantas y ponchos elaborados a mano con lanas de primera calidad.

Famosos son también los trabajos de tonelería y guarnicionería en Jerez. El mimbre, la caña y la enea se utilizan artesanalmente en Media Sidonia, Setenil, Bornos o Vejer, mientras Paterna y Torre Alháquime trabajan la palma y el esparto, transformando éste último en cestas y alpargatas. El Gastor y Algodonales elaboran instrumentos musicales como la gaita gastoreña o guitarras.

La cerámica cuenta en Arcos y Conil con maestros que la moldean, cuecen y esmaltan. Otros trabajos artesanales son las muñecas de Chiclana, los botos camperos de Alcalá de los Gazules y Espera, y la fabricación de muebles y sillas de madera de Benamahoma y Prado del Rey.

Fiestas y Tradiciones

El calendario festivo de la provincia de Cádiz cuenta con citas de gran interés como lo demuestra el hecho de contar con tres Fiestas declaradas de Interés Turístico Internacional: el Carnaval de Cádiz, la Feria del Caballo de Jerez y las Carreras de Caballos de Sanlúcar de Barrameda. Sin duda, éstas y otras fiestas (Semana Santa, romerías, Corpus Christi) vienen a reflejar algunos de los elementos característicos de esta tierra, como el vino y el caballo, además de subrayar el carácter hospitalario de su gente.

Junto a estas expresiones festivas, la provincia es a lo largo de todo el año escenario de eventos culturales de primer orden como son Alcances Muestra Cinematográfica del Atlántico en Cádiz, y la Muestra de Cine Africano en Tarifa. Otras disciplinas como el teatro, la danza o la música también tienen su espacio y destacan citas como la del Festival de Música Clásica “A orillas del Guadalquivir” en Sanlúcar de Barrameda.

El flamenco adquiere una importancia especial en Cádiz por el hecho de ser cuna de palos autóctonos como las bulerías, tanguillos o peteneras, entre otros; y de grandes figuras del cante y el toque: Camarón de la Isla, José Mercé, Manolo Sanlúcar. Por supuesto, la provincia brinda la oportunidad de disfrutar de multitud de festivales flamencos.

Gastronomía

La cocina gaditana está altamente influenciada por los vinos que se producen en la provincia y por la extensa gama de pescados propios de su litoral: doradas, urtas, róbalos, acedías, mojarras, etc así como por sus mariscos: gambas, cigalas, bocas, cañaíllas y los célebres langostinos de Sanlúcar de Barrameda.

Los productos de la Sierra también aportan una gran riqueza y entre ellos destacan los afamados quesos payoyos y las chacinas como la morcilla, los choricitos de El Bosque. Los platos más típicos de la provincia son la caballa asada con piriñaca, urta a la roteña, dorada a la sal, ajo caliente, berza con tagarninas, tortillitas de camarones. Mención aparte merece el bienmesable, un adobo especial condimentado con vinagre utilizado para preparar el pescado. La herencia árabe y conventual es posible hallarla en la repostería de la tierra, donde encontramos dulces como las tortas chiclaneras almendradas, los alfajores de Medina Sidonia y el turrón de Cádiz, entre otros.

El vino, que cuenta con la Denominación de Origen Jerez-Xeres-Sherry Manzanilla de Sanlúcar, tiene como variedades el fino, amontillado, oloroso, moscatel y manzanilla.

Naturaleza y Turismo Activo

La provincia de Cádiz brinda una gran diversidad paisajística a la que suma una extraordinaria riqueza ecológica, como bien puede comprobarse en sus seis parques naturales: Sierra de Grazalema (declarado por la Unesco Reserva de la Biosfera), Los Alcornocales, el Parque Natural del Estrecho, el de la Bahía de Cádiz, el de la Breña y Marismas del Barbate y el Parque Natural del Entorno de Doñana.

Bosques de alcornoques, pinares y pinsapos (una especie que sobrevivió a la retirada de las glaciaciones en la Era Terciaria y que se encuentra en la Sierra de Grazalema) son el hogar de una extensa avifauna que habita la provincia, entre la que destaca las colonias de buitres leonados, cigüeñas, águilas calzadas e imperiales, halcones, búhos reales. En estos parques naturales es frecuente encontrar animales como ciervos, corzos, nutrias y meloncillos. Junto a esta interesante fauna terrestre hallamos especies marítimas de gran valor como ballenas y delfines.

Pero, sin lugar a dudas, uno de los recursos naturales principales de la provincia son sus playas. En sus 260 km de costa hallamos playas vírgenes, urbanas dotadas de infraestructuras óptimas, pequeñas calas, dunas que se abren paso entre arenales de varios kilómetros y todas ellas bañadas con las aguas transparentes del Atlántico y rodeadas de arenas doradas y finas. Además del indudable interés natural de estos espacios, en ellos es posible practicar multitud de deportes en contacto con la naturaleza como windsurf, katesurf, submarinismo, natación, pesca, vuelo libre, espeleología, senderismo, paseos a caballo.

La práctica del golf y la vela también están aseguradas en esta provincia gracias a la existencia de  numerosos campos de golf, algunos tan prestigiosos como el de Valderrama, en Sotogrande; así como diversos puertos deportivos. Los deportes de motor también gozan de gran protagonismo gracias al Circuito Permanente de Velocidad de Jerez, sede de competiciones de carácter mundial.

RUTAS

Ruta del Toro

La Ruta del Toro es una invitación para conocer la vida de este animal en su medio natural y los trabajos de selección para perpetuar la raza del toro bravo. Jerez de la Frontera es el punto de partida de este recorrido que transcurre por la Campiña y concluye en el Campo de Gibraltar. Los pueblos que forman este itinerario son Paterna de Rivera, Medina Sidonia, Benalup-Casas Viejas, Alcalá de los Gazules, Los Barrios, Castellar, Jimena, San Roque y Tarifa. En esta ruta es imprescindible la visita a algunas de las numerosas ganaderías que existen en la zona. Un complemento perfecto sería la asistencia a algún festejo taurino de los muchos que tienen lugar en la provincia y que se desarrollan en míticas plazas como la de El Puerto de Santa María o en las calles de algunos pueblos.

Ruta del Vino

Jerez de la Frontera, Sanlúcar de Barrameda y El Puerto de Santa María son las tres ciudades que sirven de eje fundamental para esta ruta temática. Este recorrido nos muestra el peculiar paisaje de viñedos, la monumental arquitectura de las instalaciones bodegueras y los genuinos sistemas de crianza de los tipos de vinos más representativos: finos, amontillados, olorosos y manzanillas. Otras zonas productoras de caldos gaditanos son Trebujena, Chipiona, Rota, Chiclana, y algunos pueblos serranos como Arcos o Prado del Rey.

Ruta del Caballo

Posiblemente Cádiz sea la provincia española donde la tradición ecuestre se manifiesta con mayor fuerza. De hecho, Jerez de la Frontera podría erigirse como capital española del caballo debido a las numerosas ganaderías y yeguadas que se afanan en la crianza y selección equina, así como las diversas expresiones festivas que tienen al caballo como protagonista absoluto: la Feria del Caballo, declarada Fiesta de Interés Turístico Internacional, y la gran parada ecuestre y el Concurso Internacional de Saltos Hípicos Ancades, con motivo de las Fiestas de Otoño. Jerez acoge igualmente la Real Escuela Andaluza del Arte Ecuestre y en 2002 fue sede de los Juegos Ecuestres Mundiales. Otros puntos de gran interés ecuestre son Sanlúcar de Barrameda, con sus Carreras de Caballos, la Dehesa Monteenmedio, en Vejer, Caños de meca.

Los Pueblos Blancos

Historia, cultura, tradiciones, gastronomía, artesanía y naturaleza se dan la mano en esta ruta que transcurre por la Sierra de Cádiz. El blanco de la cal va enlazando un pueblo con otro, compartiendo además su arquitectura típica de calles estrechas y zigzagueantes repletas de flores y fuentes que recuerdan su pasado andalusí. Además, en este recorrido es posible contemplar vestigios de otras culturas en forma de poblados pertenecientes a civilizaciones prehistóricas, así como diferentes restos romanos. Los municipios que conforman esta ruta son Alcalá del Valle, Algar, Algodonales, Arcos de la Frontera, Benamahoma, Benaocaz, Bornos, El Bosque, El Gastor, Espera, Grazalema, Olvera, Prado del Rey, Puerto Serrano, Setenil de las Bodegas, Torre Alháquime, Ubrique, Villaluenga del Rosario, Villamartín y Zahara de la Sierra.

Ruta del Atlántico

Desde la desembocadura del Guadalquivir, en Sanlúcar de Barrameda, hasta la Punta de Europa, en Algeciras, la costa gaditana es bañada por las aguas transparentes del Atlántico. Paisajes de marismas y salinas se alternan con abruptos acantilados donde los pinares llegan al mismo borde del mar y frondosos bosques mediterráneos.

El comienzo de esta ruta podría establecerse en el espectacular entorno de Sanlúcar de Barrameda con el coto de Doñana frente al pueblo, y continuar por Chipiona y Rota, con sus corrales, que dan paso a la Bahía de Cádiz. En ella se asoman ciudades monumentales como El Puerto de Santa María o la propia capital, y pueblos llenos de arte y encanto como Puerto Real y San Fernando, cuna del célebre Camarón de la Isla. En Chiclana se combina el paisaje de salinas y los bosques de pinares, que continúan hacia Conil, hermosa villa de pescadores; Vejer, colgada sobre la montaña; Barbate, con las paradisíacas playas de Zahara de los Atunes y Tarifa, capital de los amantes del surf. Algeciras, La Línea y San Roque suponen el fin de la ruta.

Ruta Americana

Las huellas de la gran aventura americana se pueden hallar en diversas localidades de la provincia gaditana. Sanlúcar de Barrameda y El Puerto de Santa María ofrecen al visitante una serie de palacios, fortalezas, iglesias y torres que vieron su nacimiento con el comienzo de los viajes a ultramar realizados por Colón, y que tuvieron en los puertos de estas poblaciones sus puntos de origen y fin. Pero sin lugar a dudas, la propia capital gaditana es la ciudad que mejor refleja esta influencia americana. Un paseo por el frente marítimo de Cádiz, desde La Caleta al Campo del Sur, evocará al visitante la imagen del malecón de La Habana, y es que son muchas las similitudes que guarda con las ciudades hispanoamericanas, fruto del constante flujo que hubo entre Cádiz y el Nuevo Mundo. La catedral gaditana es un buen ejemplo de esta influencia, así como las diversas casas palacio y las torres miradores que durante la expansión americana poblaron la fisonomía de la antigua Gadir.

Fuente: Guía Práctica Provincia de Cádiz


0 comentarios