Andalucia Rustica

Buscar más

Pueblos de Almeria

Purchena

Pueblos de Almeria

Purchena – Sierra de los Filabres – Valle del Almanzora

El municipio de Purchena está situado al pie de la Sierra de los Filabres, en plena comarca del Valle del Almanzora, en un paisaje repleto de bosques que suben hacia la sierra, y que contrasta con el resto de los municipios de la comarca, cuyo paisaje es más árido.

Purchena limita con los municipios de Armuña de Almanzora, Bacares, Lúcar, Macael, Olula del Río, Oria, Somontín, Suflí, Tíjola y Urrácal.

El pueblo, conjunto de casas blancas apiñadas, tranquilo y bello, está enclavado al pie de un pequeño cerro y encierra un importante legado árabe. Son dignos de visitar la Torre del Agua, la Alcazaba, el Museo Municipal de Arqueología Islámica y la Iglesia de S. Ginés.

En Purchena existen gran cantidad de restos arqueológicos de todas las culturas que nos dan cuenta de la gran importancia de su historia. Luis Siret ya anduvo por Purchena en la década de 1890, explorando sus yacimientos. De la Edad del Cobre existe una verdadera ciudad en los Churuletes, con su recinto murado y su gran necrópolis. Siret extrajo de los dólmenes de corredor allí existentes los más hermosos vasos companiformes que guarda el Museo Arqueológico Nacional, y casi una veintena de idolillos de pizarra, mármol y piedra calcárea. El asentamiento se extendía hacia Jocaya, el Puente de la Lámpara, los Llanos de la Atalaya, etc.

Han aparecido molinos de mano en la montaña de la Alcazaba, hachas de piedra, punzones de hueso, vasijas, etc., pertenecientes a momentos inmediatos al nacimiento de la cultura del Argar, allá por los años 2500-2000 a. C. De la época romana se han encontrado varias villae, como ocurre en Onegas o en la ladera izquierda de la rambla de Huitar.

Durante el reino taifa de Almería es cuando destacan en el mundo islámico algunas celebridades particularmente poetas nacidos en Purchena, como Abu Muhammad ibn Abd Allah ibn Jalis, Ibn Aiyas Al-Tujibi, o el grandioso Abu Berkr Ibn Thofail, que llegó a ser médico y secretario del sultán almohade Abd al-Mumin.

La propia Isabel la Católica tuvo que ir personalmente a recibir la ciudad para serle entregada por su alcaide y dar fe de estos hechos ante el pueblo llano. Otro episodio con letras mayúsculas se va a dar en Purchena durante la guerra de las Alpujarras, al convertirse durante el verano de 1569 en la capital y corte de los moriscos rebelados. Es entonces cuando se produjeron las famosas fiestas que narra Ginés Pérez de Hita en la Segunda Parte de las Guerras Civiles de Granada. En efecto, el reyezuelo Aben Humeya convocó competiciones atléticas, musicales y de danza en las que participaron moriscos de Granada, Baza, Guadix, Almería, Las Alpujarras, etc., así como soldados llegados del reino de Fez y de Turquía.

Monumentos de Purchena

Iglesia Parroquial de San Ginés, siglo XVI.
Su construcción se inició hacia el 1.550. su constructor fue el famoso arquitecto Juan de Orea. Su estilo es renacentista con notorias influencias del mudéjar granadino. Declarada Monumento Histórico-Artístico en 1.983. En la fachada está decorada con escudos de armas. En su interior hay unos frescos del siglo XVII, el techo mudéjar y un sagrario de plata repujada. La Iglesia está construida sobre lo que fue la Mezquita Mayor de Purchena, una de las más hermosas y bellas de Al-Andalus, según palabras del escritor y viajero tangerino Ibn Battuta en su obra A través del Islam.

Castillo
Comenzado a construir en el año 888 por los marines del Estado Federativo de Pechina, alcanzó su máximo esplendor en la época nazarí. Hoy sólo quedan restos de viviendas, de un aljibe, de un baño, de la muralla y un torreón, conocido como Torre del Agua, restaurado en 1.997 y que supone una magnífica obra de ingeniería hidráulica. Su particularidad -la que sin duda le otorgó su inexpugnabilidad en el pasado-, es la de contar en su interior con un yacimiento de agua potable del que se abastecían tanto los moradores de la fortificación como los barrios de la ciudad. Hoy tan solo se conserva poco más de la mitad de la altura total de la torre que llegó a tener más de 13 metros de altura con tres plantas y cuatro cortes.

Ermita de la Virgen del Carmen.
Construida sobre los restos de una antigua ermita del siglo XVI.

Yacimientos Arqueológicos

Cerro del Castillo.
Restos iberos, romanos y árabes.

Yacimiento de Los Churuletes, desde el Neolítico al romano.
De la Edad del Cobre conserva una ciudad con murallas, la necrópolis, dólmenes de corredor, numerosos vasos campaniformes, idolillos de pizarra, etc.

Onegas.
Villas romanas.

La Atalaya.
Torre vigía.

Urbanismo

Fuente de San Ginés (siglo XIX)
Esta popular fuente fue construida en 1.887 y restaurada en 1.999; de dos caños, situados sobre un frontal de mármol blanco Macael, bajo estos caños se sitúan cuatro apoya-cántaros también en mármol.

Casa del Fiscal
Esta Casa es un edificio de considerables proporciones, representativa de la arquitectura popular y señorial de los siglos XVIII y XIX en Purchena. Declarada de interés histórico-artístico popular, comenzó a edificarse a principios del siglo XVIII. En el interior destaca un pequeño patio con columnas de mármol de dos metros y medio de altura y con casi trescientos años de antigüedad.

Museos
Museo Arqueológico Municipal. Plaza Larga, 1.
Se exponen piezas de las épocas prehistórica, romana y árabe andalusí.

Gastronomía de Purchena

La gastronomía es representativa de la rica cocina andaluza y almeriense. Entre los platos típicos de Purchena hay que destacar la olla de trigo, las gachas (con leche o con caldo pimentón) y las migas de trigo, la fritada de conejo o cerdo.

Una actividad que se intenta no perder es el ritual de la matanza, que se hace antes de Navidad. En la misma se suelen comer las migas con tajadas, y se hacen embutidos  y tortas de chicharrones, como postre. En la Navidad son típicos los mantecados caseros y las tortas de manteca. Para la Cuaresma tenemos las albóndigas de bacalao o el empedrado (arroz con bacalao y habichuelas).

En verano, es costumbre en Purchena hacer gazpacho y ensalada asada. Asimismo, como postres, se comen frutas que producen nuestros campos en abundancia. En repostería hay que destacar los mencionados hornazos de S. Marcos, los borrachos y buñuelos y roscos fritos que se hacen en Semana Santa. Entre los licores es preciso hablar de los buenos vinos del país,  la mistela, licor casero que se hace con mosto de uva y aguardiente y la «cuerva», especie de sangría tradicional del municipio.

Cómo llegar a Purchena

Salir de Almería en dirección: N-340 – Murcia – Ronda de Almería – A-92 – Granada. Tomar la salida en dirección: Salida 453 – Viátor – Base Militar La Legión – A-92 – Guadix – Granada. En la rotonda, tomar la salida 4 Continuar en: A-92. Tomar la salida en dirección: Salida 373/376 – Tabernas – Murcia – N-340a. Pasar cerca de Tabernas, Benitorafe y Macael. Seguir indicaciones hasta Olula del Río. Salir de Olula del Río y seguir indicaciones hasta Purchena.

Distancias desde Purchena

Sierro 6 km
Serón 15 km
Lúcar 15 km
Tíjola 8,5 km
Macael 10 km
Almería 86 km
Caniles 39 km
Cantoria 18 km
Albánchez 31 km
Olula del Río 7 km

Fuentes y Manantiales de Purchena

  • Fuente de Gevas
  • Fuente de Padules
  • Fuente del Vínculo
  • Fuente de San Ginés
  • Fuente de la Caldera
  • Fuente de Baibarenas
  • Mina del Cortijo de los Navarros

Alojamientos Rurales

  • Cortijo Baibarenas (13 personas)

Sendero La Silveria PR-A 368

Orografía: Este sendero discurre por las estribaciones de la Sierra de Filabres. Se ubica en la Comarca del Alto Almanzora, la diversidad geológica se nos muestra de una forma muy patente cuando andamos sobre el cauce de la Rambla de Almería, para contrastar con las vistas del valle del Almanzora que observamos durante nuestro transcurrir por el Alhamí, la Silveria y la Solana. Los materiales geológicos se corresponden con los metamórficos del nevado-filádre, compuesto principalmente por cuarcitas, miscaesquistos y pizarras silíceas. En la zona Norte se encuentran materiales como islotes formados por calizas y dolomías.

Reseñas Antrópicas: El espacio geográfico de Purchena ha sido desde tiempos prehistóricos un verdadero corredor donde tuvieron asentamiento casi todo el mosaico de culturas que han pasado por el sudeste. Son varios los yacimientos arqueológicos que dan cuenta de la presencia humana en la zona. En la Cueva de la Almaceta en la Sierra de Lúcar existen pinturas rupestres con más de 20.000 años de antigüedad.

Purchena Romana, según fuentes documentales fue incluida por Augusto en la comarca del Alto Almanzora dentro de la bética y junto a Serón formaron la zona más romanizada. En el s. II d.C. fue conocida como Illipula Magna; de esta época son las villas romanas halladas en su término municipal encontrándose en Onegas restos de columnas estriadas de mármol pertenecientes a un templo; además han aparecido vestigios de una fundición.

Purchena Árabe, fue fundada en el s. X, en tiempos del emir Abdallah, siendo llamada Hisn Burxana, de donde procede su nombre actual. La fortaleza fue construida en el s. X, en 1125 Alfonso I «el Batallador», rey de Aragón y Navarra, sitió la fortaleza. Fue nombrada por Alfonso X El Sabio en sus versos. Su máximo esplendor lo alcanzaría en la época de Mohammed I fundador del reino nazarita de Granada. Purchena se entregó en diciembre de 1489 a los Reyes Católicos.

Purchena Morisca, por el año 1489 contaba con 1800 moriscos y 150 cristianos viejos. En estos años vivió una etapa de esplendor económico, por el cultivo de morera y la artesanía de la hiladura de seda. La guerra de las Alpujarras pone fin a esta coexistencia. Un contingente morisco bajo el mando de Jerónimo el Maleh descendió de las alpujarras y levantó en armas a los moriscos de la comarca. En 1569 tras el cerco de Vera, Abenm Humeya, rey de los moriscos, organiza en Purchena unos juegos y fiestas que recuerdan a los Juegos Olímpicos y que fueron descritos por el cronista Ginés Pérez de Hita, evocando aquel mundo arábigo-musulmán que estaba a punto de sucumbir. Desde hace unos años y con un creciente esplendor se han recuperado los juegos moriscos de Aben Humeya como el eslabón perdido entre la antigüedad y el mundo moderno. Será Don Juan de Austria quien en 1570 recupere Purchena, unos meses antes de que los moriscos sean expulsados y sacados del reino de Granada.

Clima: La Comarca del Alto Almanzora posee un clima Mediterráneo Continental con veranos calurosos e inviernos suaves. Más de 300 días al año el cielo está despejado, por lo que la temperatura media anual supera los 20 grados.

Flora: Podemos diferenciar varios tipos de vegetación según por donde estemos en el sendero. En el inicio hay algunas huertas de olivos, almendros y herbáceas de cultivo que varían según la época del año. Según vamos ascendiendo nos encontramos con matorral mediterráneo formado por gran variedad de plantas entre las que encontramos jarilla, esparto, albaida, jara blanca.. Al pasar la cantera nos adentramos en una zona de pino repoblado hasta pasara el área recreativa de la Silveria. Ya en la rambla encontramos las plantas típicas de una vegetación de ribera compuesta por al adelfa, retama y taray principalmente.

Fauna: En cuanto a la fauna, la zona es rica en toda clase de animales propios del ecosistema mediterráneo: jabalíes, codornices, perdices, zorros, conejos, liebres… por lo que las prácticas cinegéticas todavía ocupan un lugar destacado.

Descripción del Itinerario: Si decide recorrer este sendero, partirá de las instalaciones municipales, desde aquí se comienza la ascensión en un principio por la misma carretera de acceso al área recreativa La Silveria; pero al poco el sendero se desvía en una curva muy pronunciada y se adentra en una rambla, pequeña y de fácil acceso y progresión.

Esta rambla finaliza de nuevo en la carretera de ascensión a La Silveria, la cual cruzaremos para continuar por un tramo asfaltado hasta fuente Cuevas, donde dejamos el asfalto y comenzamos una pista forestal que ascendiendo progresivamente nos adentra en una cantera de mármol, la cual abandonamos por una arista de fácil progresión, una pequeña senda que nos comunica on la pista forestal del Alhamí.

Tras 7 km por la pista llegamos al cruce con la carretera de acceso a La Silveria, la cual continuamos hasta llegar al área recreativa.

Desde aquí descendiendo por el camino Real nos conducirá hasta la Rambla de Almería, que continuando sin perdida nos desemboca en las pistas municipales, piscina y comienzo del sendero.

Tiempo estimado: 6 h aprox.
Tipo de Sendero: Circular
Longitud: 18.650 m
Cota superior: 1110 m
Cota inferior: 542 m

Fuente: Diputación de Almería / Ayto. de Purchena


0 comentarios

Deja un comentario